lunes, 2 de diciembre de 2019

Las unidades de atención familiar en el Centro de Salud La Chana (Granada)

Tania Cedeño
Médica de familia

Después de 10 años como médica de familia y comunitaria, y tras recorrer parte de mi comunidad autónoma con trabajos en atención primaria, en urgencias hospitalarias e incluso en gestión sanitaria, he vuelto a mis inicios, he vuelto a mi casa. Con más experiencia y más recorrido profesional, y es precisamente en ese momento en el que doy más valor a las cosas.

Cuando empecé de residente en el Centro de Salud La Chana de Granada, su sistema de funcionamiento y trabajo en equipo, centrado en una atención integral a la familia, me parecía idóneo y di por hecho que era la forma de trabajo habitual en la atención primaria. Pero la realidad es bien diferente.


Buscando un nuevo modelo de atención primaria

Está en discusión el modelo de atención primaria y se trabaja en su transformación para adaptarlo permanentemente a la realidad social; gran parte de los esfuerzos se centran en corregir la atención fragmentada, en desarrollar un enfoque coordinado de promoción de la salud y en incrementar la colaboración entre el personal y los proveedores para mejorar la comunicación con los pacientes.

Vemos ejemplos fuera de España que apuestan por el trabajo en equipo. En el caso del NHS inglés, su nuevo plan del sistema sanitario se centra en el trabajo en equipo en la atención primaria. Podemos leer más sobre el tema en “La medicina de familia atrapada en una práctica demasiado individualista” o en la propuesta del Departamento de Medicina Familiar de la Universidad de Colorado, con el modelo  APEX  (Awesome Patient Experience) que fomenta el trabajo en equipo.

Las unidades de atención familiar como innovación

Existe otro ejemplo en el que me gustaría centrar mi post, el modelo de trabajo coordinado que existe desde hace más de 14 años en el Centro de Salud La Chana, mi centro. En él se trabaja por unidades de atención familiar (UAF), conformadas por dos médicos, dos enfermeras y una administrativa de familia, de las que existen quince unidades en la actualidad. Los pacientes, al llegar, si lo necesitan, contactan con sus administrativas y solucionan dudas de horarios, piden citas programadas, subsanan problemas con los trámites administrativos y son derivados, si solicitan ser atendidos y llegan sin cita previa, a los profesionales correspondientes (médicos, enfermera, pediatra, odontólogo, trabajador social…). Las agendas no son cerradas (ni en número ni en tipo de consulta) y, según las necesidades de los pacientes, las administrativas van incorporando las citas como programadas, de procedimientos diagnósticos, de demanda, gestionan los avisos a domicilio y las consultas telefónicas... A estas citas hay que añadir las ofrecidas por el sistema de citación online. Cada UAF conoce su forma de trabajo.

Los médicos de familia y las enfermeras de familia realizan mayor actividad clínica y trabajan, en general, en mejores condiciones, salvo cuando no se cubren las bajas. Trabajan de forma coordinada en consultas anexas, con una puerta que las comunica, y hacen abordaje conjunto de los pacientes y de sus familias. La administrativa de familia resuelve problemas burocráticos a los pacientes.  La consulta es mucho más provechosa puesto que cada profesional dispone de un despacho para uso personal durante su jornada laboral, lo que mejora el confort de la atención. Se gana en intimidad, lo que refuerza la relación médico-paciente. Este modelo promueve el trabajo en equipo. Se mejora la accesibilidad, se pueden ofrecer dos tardes por semana y no hay aglomeraciones. Con esta estructura solo queda un mostrador en la entrada para dirigir a los pacientes a las diferentes UAF. Las colas de la entrada desaparecen, los pacientes del barrio ya están acostumbrados a este sistema, que les resulta cómodo, y están contentos tal como se puede ver en la encuesta de satisfacción de 2013.



Además, en el centro de salud hay una trabajadora social, tres pediatras, un odontólogo y cuatro auxiliares de enfermería. Los pediatras tienen como referentes de enfermería y administrativos los correspondientes a los padres de los niños. Algunas de las tareas que realizan las administrativas de familia se describen en la tabla adjunta.

El Centro de Salud La Chana desarrolla también labor docente de formación de estudiantes de medicina y enfermería y hay formación EIR todos los años. El centro también ha sido pionero en atención a la anticoncepción (DIU e implantes), anticoagulación oral e incluso ecografía, por lo que es frecuente que haya profesionales y residentes externos rotando en el centro.

Son ya 14 años los que lleva este modelo de asistencia en el centro, habrá que añadir las nuevas tecnologías y formas de atención, pero sin perder la esencia del trabajo en equipo con abordaje multidisciplinar.

Fuente: AMF. El administrativo con el Médico de Familia (2013).
Con esta entrada en el blog, quiero dar las gracias a todos los profesionales y gestores que hace años apostaron por una Atención Primaria de calidad y cercana. Ahora ya muchos se van jubilando y quisiera que esta publicación fuese un pequeño homenaje para ellos. Hicieron un buen trabajo… gracias por ser valientes. Gracias Lorenzo, Puri, Juani, Amparo, Carmen, Paco, Maribel, Miguel, Lola, Lisardo… y a todos los demás que habéis pasado y habéis aportado vuestro granito de arena.

Ahora es el momento de los jóvenes y no tan jóvenes, a los que nos toca mantener el trabajo bien hecho. Seguiremos luchando por un modelo de atención primaria que triunfa fuera de nuestras fronteras y que aquí, es en parte un gran desconocido.

Más información del modelo en publicaciones como la que hizo en 2013 la revista AMF de semFYC, El administrativo con el médico de familia. Además podemos seguirlo en una serie de vídeos realizados para la iniciativa “Atención Primaria: 12 meses para doce causas” en la entrada  “¡Papeles, no!”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario