viernes, 27 de marzo de 2015

Las apps de salud llaman a la puerta del consultorio






Matthew Katz, oncólogo radioterapeuta y blogger, es el autor del tweet que nos remite a un artículo publicado en The New York Times sobre el valor de la proliferación de apps de salud. Según dice el periodista Joshua Krisch en el texto, ya hay más de 100.000 apps disponibles con una previsión de negocio para el 2017 de 26.000 millones de dólares, pero el mismo periodista avisa de que se debería diferenciar entre dos tipos de apps: las apps reguladas y las no reguladas.

Ejemplos de apps reguladas

Para los pacientes con diabetes mellitus hay varias apps que les sirven de libreta de notas para las variables que les son vitales: glucemias, peso, etc. Este tipo de apps son muy útiles para pacientes lábiles, ya que grafican el seguimiento, y si conviene envían los datos a la historia clínica. Otras apps, como AliveCor (aprobada por la FDA), trabajan con sensores externos que permiten monitorizar el ritmo cardíaco. En este grupo de apps reguladas también se debería considerar HemMobile, una app de Pfizer que ayuda a los hemofílicos a disponer de un seguimiento de las infusiones del factor antihemofílico. Esta app está supervisada por un comité técnico de la propia compañía.


Ejemplos de apps no reguladas

En 2011, una comisión especializada del gobierno estadounidense multó a los autores de una app, AcneApp, que afirmaba que trataba el acné con una luz que emanaba de la pantallita del iPhone. Cuando finalmente AcneApp se retiró de la venta, iTunes ya había vendido 12.000 descargas. En esta línea, la FDA aconsejó retirar de la venta uChek app, una aplicación que, mediante la cámara del iPhone, interpreta resultados de tiritas de análisis de orina. Como último ejemplo de apps no reguladas, el periodista de NYT observa que hay un montón de apps de salud que advierten que sólo se pueden utilizar con intenciones de entretenimiento, aunque esto no parece disuadir algunos consumidores, especialmente las personas con rasgos obsesivos o hipocondríacos.

El Dr. Iltifat Husain, fundador y editor de iMedicalApps, una página web de valoración de apps, por cierto muy recomendable, dice que lo mejor que pueden hacer las personas que se sienten atraídas por el creciente mundo de las apps de salud es pedir consejo a su médico. O sea que ya saben, a ponerse al día deprisa, que pronto será necesario, además, recetar apps.




Jordi Varela
Editor

1 comentario:

  1. Tengo una duda. En Europa ¿hay alguna agencia de regulación oficial que controle las app que salen al mercado?

    ResponderEliminar