viernes, 10 de julio de 2020

Las expectativas en salud influyen en el resultado







Nota de los editores: Este post fue publicado el 13 de marzo, pero debido al avance de la epidemia que se vivía en aquel momento, creemos que no mereció la atención habitual de nuestros lectores, por lo que hemos decidido darle una segunda oportunidad.


En la búsqueda de la mujer perfecta, Pigmalión se enamoró de su estatua Galatea. Tal era su deseo, según cuenta Ovidio en Las metamorfosis, que la estatua se convirtió en humana. Cuando se produce el efecto Pigmalión, las expectativas que tenemos influyen de tal manera en nuestro comportamiento que nuestra propia forma de actuar es precisamente la que provoca el resultado esperado.  Nuestras propias creencias influyen también en otras personas y de esta manera buscamos que nuestras expectativas sean ciertas y se hagan realidad con conductas que tiendan a confirmarlas. Este efecto también se conoce con el nombre de "profecía autocumplida" y significa que haremos todo lo posible para que aquello que creemos que sucederá, finalmente se haga realidad.

Una reciente revisión en The New England Journal of Medicine refleja el efecto que ejercen las  expectativas positivas (efecto placebo) y negativas (efecto nocebo) en los resultados de salud. Estos efectos ocurren en todos los contextos, tanto en clínica e investigación como en tratamientos activos y con placebos, en el proceso del consentimiento informado y en las campañas de salud pública. El efecto placebo causa resultados positivos y el nocebo resultados perjudiciales y peligrosos. La relación entre el paciente y el profesional de la salud influye mucho en la probabilidad de que aparezca el efecto placebo o de que se notifiquen efectos secundarios. La confianza en el clínico y una relación positiva, con comunicación abierta, entre el paciente y el profesional, han demostrado la reducción de efectos adversos.

Pacientes con catarros comunes que perciben a sus médicos como empáticos refieren síntomas menos severos y de menor duración que aquellos que los definen como personas frías y distantes; a su vez, cuando esta relación es buena, aparecen niveles reducidos de marcadores inflamatorios como la interleucina-8 y del recuento de neutrófilos. Por lo tanto, una manera de aprovechar el efecto placebo de manera no paternalista sería explicar los resultados de un tratamiento de forma realista y positiva. Las expectativas positivas aumentan la respuesta a tratamientos como la lidocaína tópica, el diazepam, la estimulación cerebral profunda, la acupuntura o incluso intervenciones quirúrgicas. Con respecto a las expectativas de los clínicos, un estudio comparó el efecto del tratamiento analgésico frente al de un placebo después de una extracción dental, demostrando que el conocimiento, por parte del médico, de que el paciente estaba recibiendo el analgésico y no el placebo se asociaba a que este expresara mayor alivio del dolor.  

Por el contrario, una información expresada de forma preocupante o acompañada de alarma social, creencias erróneas, expectativas pesimistas, experiencias negativas previas o presión del entorno puede provocar efectos secundarios o reducir los beneficios de cualquier tipo de tratamiento, así como aumentar el riesgo de que aparezcan efectos secundarios inespecíficos (intermitentes, idiosincráticos, no dependientes de la dosis y no reproducibles). Estos efectos secundarios conducen a falta de adherencia al tratamiento o a su abandono y llevan al paciente a buscar alternativas en otros campos. Todas estas consecuencias podrían atribuirse al efecto nocebo. Si a la hora de explicar el resultado esperado de un tratamiento se menciona la proporción de pacientes que no tienen efectos secundarios en lugar de la proporción de los que sí los tienen, se reduce la incidencia de tales efectos.

Por último, es necesario considerar otras consecuencias graves que pueden producir los efectos mencionados en un paciente que reciba un tratamiento o sea sometido a una prueba diagnóstica o intervención que no necesita, en ambos casos debido a expectativas desmesuradas y no realistas acerca de sus resultados. De esta forma se maximiza la creencia sobre los potenciales beneficios de dichos tratamientos o pruebas y se minimizan las consecuencias negativas de los mismos. Los efectos placebo y nocebo existen, tienen una fuerte base neurobiológica y social, y su conocimiento y manejo deben ser tenidos en cuenta en cualquier ámbito asistencial.

martes, 7 de julio de 2020

Jueves 9 a las 5 café telemático con Josep Maria Monguet









"Café con el experto" es un ciclo de seis sesiones en formato online que tendrán lugar durante el mes de junio y julio, en las cuales analizaremos la reciente crisis sanitaria desde la perspectiva de las lecciones aprendidas. Creemos que nos resultará muy útil para fomentar el trabajo en equipo multidisciplinar en el abordaje de los pacientes crónicos complejos, frágiles y vulnerables, pero también para potenciar la atención centrada en el paciente y para ser más flexibles con las ideas innovadoras y con el avance de la telemedicina y la inteligencia artificial.

lunes, 6 de julio de 2020

Nutrición y salud: la confusión está servida








Nota de los editores: Este post fue publicado el 9 de marzo, pero debido al avance de la epidemia que se vivía en aquel momento, creemos que no mereció la atención habitual de nuestros lectores, por lo que hemos decidido darle una segunda oportunidad.


La carne roja y procesada, tan denostada durante años en todas las guías de alimentación saludable, vive tiempos felices. El pasado mes de enero, el Departamento de Agricultura de Estados Unidos derogó la iniciativa impulsada por Michelle Obama que promovía la inclusión de frutas y verduras frescas en los comedores escolares. ¿El motivo? Defender la libertad del individuo y de los centros educativos de ofrecer una comida más nutritiva y acorde con las preferencias de la población americana.

viernes, 3 de julio de 2020

Detección y abordaje de la soledad y el aislamiento social en la práctica clínica







Nota de los editores: Este post fue publicado el 6 de marzo, pero debido al avance de la epidemia que se vivía en aquel momento, creemos que no mereció la atención habitual de nuestros lectores, por lo que hemos decidido darle una segunda oportunidad.

Que la soledad y el aislamiento son importantes determinantes de salud, asociados a numerosos resultados adversos en este campo, está demostrado, e incluso resumido, en agradables charlas TED.



martes, 30 de junio de 2020

Jueves 2 a las 5 café telemático con Ana Ripoll










"Café con el experto" es un ciclo de seis sesiones en formato online que tendrán lugar durante el mes de junio y julio, en las cuales analizaremos la reciente crisis sanitaria desde la perspectiva de las lecciones aprendidas. Creemos que nos resultará muy útil para fomentar el trabajo en equipo multidisciplinar en el abordaje de los pacientes crónicos complejos, frágiles y vulnerables, pero también para potenciar la atención centrada en el paciente y para ser más flexibles con las ideas innovadoras y con el avance de la telemedicina y la inteligencia artificial.

lunes, 29 de junio de 2020

¿Se podrían evitar las cascadas de pruebas después de un hallazgo incidental?








Los hallazgos incidentales fruto de una prueba diagnóstica o de un cribaje están siendo un quebradero de cabeza para la medicina moderna, un problema que no hace más que crecer de la mano del refinamiento de la tecnología de la imagen y de la genómica. En algunos casos, las pesquisas que siguen a los hallazgos incidentales atestiguan la existencia de patologías silentes, o en fase inicial, y una intervención clínica a tiempo es realmente efectiva, a pesar de que en la mayor parte de las situaciones, las cascadas de pruebas que se derivan acaban siendo improductivas, además de potencialmente peligrosa, para las personas que las padecen. Se trata de un fenómeno que genera angustia en los hipotéticos enfermos y burnout en los profesionales, los cuales no saben cómo pararlo, dado que una vez aparece alguna probabilidad de que lo encontrado sea peligroso, la presión para llegar hasta el final es incontenible. Desafortunadamente, la evidencia muestra que no hay indicios de que el cumplimiento de las guías de práctica clínica sea capaz de detener esas cascadas una vez iniciadas y, por otra parte, tampoco se ha conseguido demostrar que el establecimiento de penalizaciones económicas o de co-pagos puedan frenar el fenómeno.

viernes, 26 de junio de 2020

Una mirada al futuro de los médicos jóvenes en nuestro sistema sanitario







Nota de los editores: Este post fue publicado el 28 de febrero, pero debido al avance de la epidemia que se vivía en aquel momento, creemos que no mereció la atención habitual de nuestros lectores, por lo que hemos decidido darle una segunda oportunidad.

En junio de 1994 se estrenó El Rey León en Estados Unidos. Aprovechando que hace poco se entregaron los Oscar y, por otro lado, tuvo lugar el examen MIR, me vino a la cabeza el hilo conductor de la película El Rey León y su historia sobre el ciclo de la vida. Cada MIR vive a su manera un ciclo de la vida desde que empieza a opositar a una plaza, siendo un embrión de especialista, hasta que la consigue como cachorro y, finalmente, cuando da sus frutos, se convierte en león adulto con responsabilidades de especialista y se inserta en el mundo laboral-profesional.

martes, 23 de junio de 2020

Jueves 25 a las 5 café telemático con Gloria Gálvez








"Café con el experto" es un ciclo de seis sesiones en formato online que tendrán lugar durante el mes de junio y julio, en las cuales analizaremos la reciente crisis sanitaria desde la perspectiva de las lecciones aprendidas. Creemos que nos resultará muy útil para fomentar el trabajo en equipo multidisciplinar en el abordaje de los pacientes crónicos complejos, frágiles y vulnerables, pero también para potenciar la atención centrada en el paciente y para ser más flexibles con las ideas innovadoras y con el avance de la telemedicina y la inteligencia artificial.

lunes, 22 de junio de 2020

¿Deben costar los medicamentos “lo que valen”? ¿Cuál es su precio justo?







Nota de los editores: Este post fue publicado el 24 de febrero, pero debido al avance de la epidemia que se vivía en aquel momento, creemos que no mereció la atención habitual de nuestros lectores, por lo que hemos decidido darle una segunda oportunidad.

Existe una importante tensión entre la promesa de innovación médica y el acceso a unos precios asequibles a dicha innovación. La introducción de nuevos medicamentos en el mercado a precios cada vez mayores es percibida como el principal inductor del aumento descontrolado del gasto sanitario en la mayoría de los países desarrollados, poniendo en riesgo la viabilidad de una correcta atención sanitaria y creando barreras de acceso. Esta tendencia, que se había moderado en los últimos años por el agotamiento del desarrollo de nuevos productos mediante síntesis química, se ha vuelto a activar con los nuevos productos biotecnológicos. En muchos países, no solo en los menos desarrollados, el coste del tratamiento para enfermedades como el cáncer puede ser inabordable, bien porque recae por completo en el paciente o bien porque el sistema público que lo financia no puede permitírselo. De forma similar, cuando recientemente estuvo disponible una posible cura para la hepatitis C, incluso los países de altos ingresos se encontraron racionando el tratamiento y buscando formas de garantizar su acceso

viernes, 19 de junio de 2020

El hogar como centro de operaciones sanitarias y sociales







Nota de los editores: Este post fue publicado el 2 de marzo, pero debido al avance de la epidemia que se vivía en aquel momento, creemos que no mereció la atención habitual de nuestros lectores, por lo que hemos decidido darle una segunda oportunidad.

@varelalaf
Las personas, mientras disfrutan de independencia, reciben los servicios sanitarios en instalaciones homologadas, en las que los profesionales trabajan en un entorno que les es propicio, donde manejan todo lo que puede influir en la calidad de su trabajo, como los ruidos, las luces, los ordenadores, los aparatos clínicos, las salas de espera, etc. Por el contrario, cuando las personas se convierten en dependientes, su hogar va tomando protagonismo. Se trata, sin embargo, de un lugar ajeno para los profesionales, a menudo con dificultades de acceso y lleno de imprevistos. La cuestión es que muchos médicos y enfermeras prefieren no tener que salir de su zona de confort y, probablemente por este motivo, los programas de atención domiciliaria decaen cada vez que hay restricciones presupuestarias o agendas demasiado llenas.